PRIMERA A

KIMBERLEY BICAMPEÓN

El Celeste venció 6 a 5 a Boca (10-6 en el global) y se quedó con el título. En un verdadero partidazo y con resultado cambiante, los conducidos por Hernán Basile hicieron prevalecer la ventaja sacada en el partido de Ida y volvieron a gritar ‘campeón’.

Anoche se disputó la segunda final en cancha de Villa La Ñata y Kimberley volvió a festejar. Boca arrancó mejor, arriesgando más de la cuenta, sabiendo que tenía que remontar una desventaja de tres goles, pero se topó con un gran Lucas Farach en el arco. El Celeste apostó a las contras pero tampoco pudo romper la resistencia de Emi Loreto y el cero tardó en romperse.

Todo lo que no ocurrió en los primeros 18 minutos, pasó en los últimos 2. El xeneize con Martin Amas como arquero jugador marcó el primero en los pies del propio Zurdo pero enseguida Martín Persec lo empató de doble penal. Un minuto más tarde Alamiro Vaporaki le devolvió la esperanza al pueblo boquense anotando el 2 a 1. Sin embargo los dirigidos por Hernán Basile sacaron del medio y llegaron al empate gracias al gol de Santi Basile,  luego de un error en salida de Loreto.

En el complemento y con las cosas 2 a 2 los conducidos por Hernán Garcias salieron con todo en busca de achicar la brecha en el resultado y enseguida Pablo Vidal, como arquero en movimiento, marcó el tercero. Con la ventaja en el marcador Boca dispuso de chances para ponerse a tiro en el resultado global, peor nuevamente Farach mostró su jerarquía y los minutos transcurrieron sin goles.

A los 11 minutos Santi Basile y Seba Iribarne aprovecharon los errores en ataque del xeneize y dieron vuelta el partido en una ráfaga de 30 segundos. Alamiro Vaporaki puso el 4 a 4 dos minutos más tarde y revivió las chances de su equipo, que tenía que marcar tres goles en los últimos 7 minutos para igualar la serie.

Cuando Martín Amas anotó el quinto un minuto más tarde parecía que Boca podía cumplir la hazaña, peor Diego Albertini desterró todas las chances cuando empató las acciones desde su propio campo y Kimberley comenzó a acariciar el título. Enseguida Seba Iribarne anotó el sexto y terminó de liquidar la serie.

Los últimos tres minutos le sobraron al partido, Boca intentó la épica sabiendo que lo apremiaba el reloj y el Celeste defendió con alma y vida para que suene la chicharra y gritar `bicampeón’. Ahora el equipo de Hernán Basile deberá jugar una Superfinal contra el campeón de la Copa Argentina (Independiente o River) para ver quien clasifica a la Copa Libertadores 2017.

 

Click para comentar

DEJA TU COMENTARIO

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Lo más visto

Arriba