PRIMERA A

CAMBIÓ LA MANO

Independiente, que venía dulce en los choques mano a mano por Copa Argentina, derrotó 2 a 1 a Kimberley en el partido de vuelta en cancha de San Lorenzo. Sin embargo, la derrota 3 a 2 en el partido de ida, le dio el pase a semis al ‘Celeste’ que tenía ventaja deportiva. La polémica llegó cuando los árbitros no cobraron un clara mano, lo que hubiera significado penal en favor del ‘Rojo’ sobre el final y el partido terminó con Pablo Souto y René Camargo expulsados.

El equipo de Juan Mnauel Hermida jugó un gran primer tiempo, fue superior a su rival y logró sacar diferencia de dos tantos con un golazo de Agustín Cafure y con una conquista de Leonel Chillemi. Con el 2 a 0 a su favor, resultado que depositaba a Indpendiente en semis, se fueron al descanso.

En el complemento los conducidos por Hernán Basile salieron a buscar el descuento, mejoró en el juego y logró el gol de la clasificación en los pies de Diego Appollonio. Con las cosas 2 a 1 el ‘Rojo’ adelantó al Pitu Chillemi y fue en busca del tanto salvador.

A falta de 15 segundos, llegó la polémica jugada que desencadenó en escándalo y que el partido esté demorado varios minutos. Maximiliano Werner metió un pase adentro del área y la pelota pegó en la mano de Diego Albertini, que estaba separada ampliamente del cuerpo. Fabio Pate y Patricio Baliner dejaron seguir y llegaron las protestas, Pablo Souto y René Camargo vieron la tarjeta roja, el partido estuvo demorado varios minutos y cuando se reanudó, festejó Kimberley, que nuevamente demostró su jerarquía y se metió en las instancias definitivas del torneo. Ahora lo espera Pinocho.

 

Click para comentar

DEJA TU COMENTARIO

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Lo más visto

Arriba